Título:

CURSOS DE FORMACIÓN para empleados de registros: módulo 3: Registro de bienes muebles.

Contenido:

MODULO 3: REGISTRO DE BIENES MUEBLES

 

UNIDAD 1: CONCEPTO Y RÉGIMEN

  • 1º) ¿Qué es el Registro de Bienes Muebles?
  • 2º) ¿Qué se entiende por bien mueble?

1º) ¿Qué es el Registro de Bienes Muebles?

El Real Decreto 1828/1999, que lo crea, lo define como un Registro de titularidades y gravámenes sobre bienes muebles, así como de condiciones generales de contratación. Entra en funcionamiento el 23 de febrero de 2000.

Se trata de un Registro jurídico que se encuadra dentro del Ministerio de Justicia, bajo la dependencia de la Dirección General de Registro y del Notariado, y que está a cargo de los Registradores de la Propiedad y Mercantiles.

En el derecho español, el Registro de Bienes Muebles es el resultado de la evolución normativa y fragmentada de un sistema de garantías mobiliarias que permite coexistir bajo una misma institución dos modelos registrales distintos: uno de titularidades (como el de buques) y otro de gravámenes (como el de hipoteca mobiliaria o el de venta a plazos). A ambos hemos de añadir el Registro de Condiciones Generales de la Contratación.

Es un Registro eminentemente jurídico, que no puede confundirse con el Registro administrativo sobre los mismos bienes. La inscripción en el Registro de Bienes Muebles determina la titularidad jurídica, con los efectos derivados de los principios de legitimación, fe pública, inoponibilidad, etc. Ahora bien, ambos Registros -jurídico y administrativo- han de tener interconectadas sus bases de datos. (Tratándose de automóviles, la conexión con Tráfico es fundamental)

El Registro de Bienes Muebles está integrado por las siguientes secciones, atendiendo a la clase del bien inscrito:

  1. Sección de Buques y Aeronaves.
  2. Sección de Automóviles y otros Vehículos de Motor.
  3. Sección de Maquinaria industrial, establecimientos mercantiles y bienes de equipo.
  4. Sección de otras Garantías reales.
  5. Sección de otros bienes muebles registrables.
  6. Sección del Registro de Condiciones Generales de la Contratación.

A cada una de las secciones que lo integran se aplicará la normativa específica reguladora de los actos o derechos inscribibles que afecten a los bienes -Ley de hipoteca naval y Reglamento del Registro Mercantil de 1956, Ley de Venta a Plazos de Bienes Muebles y la Ordenanza para su Registro, Ley de Condiciones Generales de la Contratación y su Reglamento, Ley de Hipoteca Mobiliaria y Prensa sin Desplazamiento y su Reglamento – y, supletoriamente, el Reglamento del Registro Mercantil y el Reglamento Hipotecario.

Además, la Ley 55/2007, de 28 de diciembre, Ley del Cine, crea la sección de obras y grabaciones audiovisuales.

Por lo tanto, hasta que no se apruebe el Reglamento del Registro de Bienes Muebles y se determine su régimen de funcionamiento, en la práctica viene funcionando como una institución que agrupa distintos Registros.

2º) ¿Qué se entiende por bien mueble?

 

Para el Código Civil, bien mueble es todo aquello que se puede transportar de un lugar a otro sin deterioro del bien inmueble en el que se encuentra ubicado. Éste es un concepto muy amplio cuando lo aplicamos al Registro de Bienes Muebles, pues no todos los bienes muebles tienen cabida en él. Sería mejor hablar de bienes muebles registrables, que requieren una identificación perfecta. Y, por supuesto, han de tener un valor económico que justifique su inscripción.

 

 

 

 

UNIDAD 2: OBJETO

  • 1º) ¿Cuál es el objeto del Registro de Bienes Muebles?
  • 2º) ¿Qué no se puede inscribir en el Registro de Bienes Muebles?

 

1º ) ¿Cuál es el objeto del Registro Mercantil?

Como hemos visto, el Registro de Bienes Muebles es el resultado de la integración de distintos registros ya existentes. Por tanto, su objeto es muy heterogéneo.

Se inscribirán:

  1. a) Los buques y aeronaves, así como los actos, contratos y gravámenes que se realicen sobre los mismos.
  2. b) Los contratos de venta a plazos de bienes muebles corporales, no consumibles e identificables.
  3. c) Los contratos de financiación destinados a facilitar la adquisición de los bienes muebles, así como las garantías que se constituyan para asegurar el cumplimiento de las obligaciones nacidas de los mismos.
  4. d) Los contratos de arrendamiento financiero (leasing), incluido el arrendamiento financiero de retro (léase back).
  5. e) Los contratos de arrendamiento con o sin opción de compra (renting) y cualesquiera modalidades contractuales de arrendamiento sobre bienes muebles.
  6. f) Las hipotecas que se constituyan sobre establecimientos mercantiles, automóviles y otros vehículos de motor, maquinaria industrial o sobre la propiedad intelectual y la industrial.
  7. g) Las prendas sin desplazamiento sobre los bienes susceptibles de ella.
  8. h) Las novaciones o modificaciones de cualquier clase de los derechos o garantías inscritos o de algunos de los elementos del contrato.
  9. i) Las resoluciones judiciales o administrativas que afecten a los contratos, derechos o garantías inscritas
  10. j) Las cláusulas contractuales que tengan la consideración de condiciones generales de la contratación.
  11. k) Las obras y grabaciones audiovisuales y sus derechos de explotación.

En la legislación se recogen, además, otras posibles situaciones como susceptibles de anotación preventiva. Son las siguientes:

– Los embargos judiciales y administrativos sobre bienes previamente inscritos a favor del deudor e, incluso, los embargos preventivos de los derechos inscritos o inscribibles, e impuestos sobre bienes registrables aun cuando no consten inmatriculados.

– Las demandas judiciales sobre los mismos.

– Los documentos calificados con defectos subsanables.

-Los actos derivados de la legislación concursal.

2º) ¿Qué no se puede inscribir en el Registro de Bienes Muebles?

No se inscribirán:

– Los precontratos o actos preparatorios de otros inscribibles.

– Los actos y contratos sobre bienes no identificables. (Se consideran bienes identificables todos aquellos que excluyan razonablemente su confusión con otros, bien a través de su marca, modelo y número de fabricación o porque tengan alguna característica distintiva).

– Los contratos que no se ajusten a los modelos oficiales o no estén formalizados en escritura pública.


 

UNIDAD 3: EFECTOS

1º) ¿Qué efectos produce la inscripción en el Registro de Bienes Muebles?

Al tratarse de un Registro jurídico, la inscripción produce los efectos derivados de los siguientes principios:

  1. a) Legitimación. Actúa a través de una doble presunción:

– los derechos y garantías inscritos existen y pertenecen a su titular en la forma que resulta del Registro y,

– salvo prueba en contrario, los contratos calificados e inscritos son válidos.

Como consecuencia, no se podrá ejercitar ninguna acción contradictoria del dominio de los bienes muebles o derechos inscritos sin que previamente o a la vez se entable demanda de nulidad o cancelación del asiento correspondiente.

Además, se presumirá que el arrendador con contrato inscrito y el favorecido por la reserva de dominio, tiene la propiedad del bien.

  1. b) Prioridad. Los créditos garantizados y sucesivamente inscritos o anotados tendrán entre sí la preferencia que resulta de su presentación en el Registro.
  2. c) Inoponibilidad. Se presume que el contenido del Registro es conocido por todos y no puede invocarse su ignorancia. Los actos y contratos inscribibles y no inscritos no perjudican a tercero.
  3. d) Fe pública. La inscripción no convalida los actos y contratos nulos. Pero quien adquiera a título oneroso y de buena fe algún derecho susceptible de inscripción en el Registro, de quien en el mismo sea titular con facultades de disposición, será mantenido en su adquisición aunque después se anule o resuelva el derecho del transmitente por causas que no consten en el Registro. La buena fe se presume siempre.
  4. e) Publicidad. El Registro es público para quien tenga interés en conocer su contenido. La publicidad se lleva a cabo por medio de certificaciones, notas simples y, de acuerdo con la Sentencia de la Sala Tercera del Tribunal Supremo de 12 de febrero de 2002, por cualquier otro tipo de publicidad.

Los derechos y garantías inscritos sólo podrán acreditarse en perjuicio de tercero mediante certificación.

El plazo máximo de expedición de todo tipo de publicidad formal será de tres días hábiles.


 

UNIDAD 4: ORGANIZACIÓN

1º) ¿Qué secciones conforman el Registro de Bienes Muebles?
2º) ¿Cómo se organiza el Registro de Bienes Muebles?
3º) ¿Cómo se determina la competencia territorial?
4º) ¿Qué libros se han de llevar en el Registro de Bienes Muebles?
5º) Procedimiento registral

1º) ¿Qué secciones conforman el Registro de Bienes Muebles?

El Registro de Bienes Muebles se integra por las siguientes secciones:

 

1ª) Sección de buques y aeronaves.

2ª) Sección de automóviles y otros vehículos de motor.

3ª) Sección de maquinaria industrial, establecimientos mercantiles y bienes de equipo.

4ª) Sección de otras garantías reales.

5ª) Sección de otros bienes muebles registrables y

6ª) Sección del Registro de Condiciones Generales de la Contratación.

7ª) Sección de obras y grabaciones audiovisuales. (Esta última ha sido añadida por la Ley del Cine)

Ahora bien, ya hemos dicho que, hasta que no se apruebe el Reglamento del Registro de Bienes Muebles, la institución funciona como una reunión de varios Registros, cada uno con sus propios libros y su propia normativa. Por ello, el Diario de Bienes Muebles no está dividido en secciones. Se lleva un único Diario de Presentación en el que no están incorporadas, por ahora, las condiciones generales de contratación.

2º) ¿Cómo se organiza el Registro de Bienes Muebles?

El Registro se organiza sobre la base de un Registro Central y varios provinciales:

– Registro Central. Tiene su sede en Madrid y está a cargo de dos Registradores en régimen de división personal. Constituye el centro coordinador e informativo de los Registros Provinciales, con los que está conectado informáticamente.

– Registros Provinciales. Aquí hay que diferenciar:

  1. a) Sección primera: Radica donde estuvieren los anteriores Registros de buques, que no siempre coinciden con el lugar del Registro Mercantil.
  2. b) Secciones segunda a sexta: Radica en los Registros Mercantiles de cada provincia.
  3. c) Sección séptima: Radica únicamente en el Registro Mercantil de Madrid.

3º) ¿Cómo se determina la competencia territorial?

Se ajusta a las siguientes reglas:

  1. a) Los buques construidos se inscribirán en el Registro que corresponda a la provincia o distrito marítimo en que se hallen matriculados.
  2. b) Los buques en construcción se inscribirán en el Registro correspondiente al lugar en que se construyan.
  3. c) Las aeronaves se inscribirán en el Registro Central de la Propiedad Mobiliaria.
  4. d) Los automóviles, en el Registro correspondiente al domicilio del comprador o arrendatario.
  5. e) Los establecimientos mercantiles se inscribirán en el Registro en cuya demarcación esté situado el local de negocio en que radiquen.
  6. f) La maquinaria industrial y bienes de equipo se inscribirán en el Registro correspondiente al establecimiento mercantil al que estén afectos.
  7. g) Los derechos de propiedad intelectual e industrial se inscribirán en el Registro Central de la Propiedad Mobiliaria.
  8. h) Los demás bienes muebles registrables, en el Registro que determine la ley o, en su defecto, en el correspondiente al lugar del domicilio del titular del bien.

4º) ¿Qué libros se han de llevar en el Registro de Bienes Muebles?

Actualmente, el Registro de Bienes Muebles es electrónico, de tal modo que se han sustituido los libros materiales por asientos informáticos. El Registro se compone de los siguientes ficheros informáticos:

  1. a) Uno que contenga el listado de bienes y derechos inscritos en cada sección.
  2. b) Otro que contenga el documento literal e íntegro por el sistema de escaneado.
  3. c) Un índice informatizado de personas.

Cada Registro llevará, además, un Libro Diario que servirá tanto para la presentación de documentos como para la asignación de los números correspondientes a los bienes y derechos.

Han desaparecido, por tanto, los antiguos Libros se Entrada, Diario e Inscripciones, aunque, en algunos Registros, se siguen imprimiendo y listando.

Sólo continúa el papel en la sección de Condiciones Generales de la Contratación. En dicha sección se llevan los siguientes Libros:

  1. a) Diario de presentación: sus asientos tienen una duración de quince días hábiles.
  2. b) Libro de Depósito y demás inscripciones y anotaciones. Se lleva por el procedimiento de hojas móviles y se organiza por el sistema de folio personal, asignando a cada predisponerte un número correlativo. Y el
  3. c) Índice de profesionales.

5º) Procedimiento registral

Se inicia con la presentación de un ejemplar del contrato que, dependiendo del bien, puede ser en modelo oficial, documento privado con firmas legitimadas o escritura pública (caso de la hipoteca mobiliaria o de los buques) en el Registro Provincial competente, que causará un asiento de presentación en el Libro Diario. De esta presentación se dará el correspondiente recibo al presentante.

La presentación conlleva introducir una serie de datos en el programa informático que gestiona el Diario. Estos datos se dividen en dos bloques:

– Uno, genérico para todo tipo de documentos, que recoge los datos relativos al presentante, a la identificación del documento, y a la identificación de los intervinientes.

– Y otro, posterior, cuando se determina a que clase o grupo de bien corresponde el objeto del documento, pues dependiendo de éste, se introducirán unos datos u otros, que después servirán a lo largo de todo el proceso para realizar las operaciones registrales.

El Registrador calificará el documento en el plazo de ocho días hábiles cuando se trate de los bienes a que se refiere la Ordenanza de Venta a Plazos y en quince días cuando se trate de hipotecas o buques. Si apreciare defectos que impidan la inscripción, lo comunicará al presentante en el plazo de diez días desde la calificación por medio de nota escrita y firmada por él en que señalará los defectos advertidos para su subsanación. (Ha de entenderse modificado el antiguo plazo de tres días).

En la Sección sexta la calificación se verificará en el plazo de cinco días hábiles, centrándose únicamente en si concurre o no el carácter de condición general de las cláusulas cuyo depósito se solicita y la legitimación para solicitarlo.

Toda inscripción se hará mediante un breve extracto del contenido del documento en el folio abierto a cada bien. Al mismo tiempo, se procederá a su depósito mediante el escaneo del documento, que deberá quedar incorporado a la base de datos del Registro.

A continuación se realizarán los índices informáticos, tanto de bienes como de personas intervinientes.

Una vez practicada la inscripción en el Registro Provincial, el Registrador remitirá copia al Registrador Central en el plazo de dos días hábiles.

Las inscripciones únicamente se cancelarán a solicitud del vendedor, del financiador, arrendador o titular de la garantía con expresión de la causa que lo motive, siempre que no perjudique derechos de terceros y también por resolución judicial que así lo ordene.

 

Registradores de Andalucía Oriental © 2014